Consigue el empleo, Encuentra empleo, Mejora tu currículum

8 palabras que deberías evitar en tu currículum

Probablemente ya escuchaste la frase “solo tienes una oportunidad para causar una buena primera impresión”. Tal vez es una de las grandes verdades cuando hablamos sobre nuestro currículum. En un mercado de trabajo cada vez más competido, los reclutadores son las primeras personas a las que debemos impresionar. Según Jamie Hichens, Senior Talent Acquisition Partner de Glassdoor, “el lenguaje o contenido de un currículum puede, definitivamente, limitar las chances de un candidato para conseguir el empleo de sus sueños. El tiempo para destacarte ante los ojos de un reclutador es limitado, usa ese tiempo sabiamente”.

Llenar el limitado espacio de un currículum con palabras anticuadas o innecesarias puede impactar negativamente tus posibilidades de conseguir una entrevista.

Por esto, listamos 8 palabras y términos que deberías evitar. Sigue nuestros consejos y asegúrate que tu currículum esté libre de palabras “tramposas”:

1- Desempleado

Las fechas que describen tu experiencia profesional ya dejan en claro si estás trabajando o no, ¿te parece necesario destacarlo?

– Trabajador o puntual

El reclutador está esperando que seas del tipo de profesional que trabaja duro, motivado y que llega a horario a la oficina. Entonces, no necesitas usar esos adjetivos como características distintivas.

– Conocimientos de informática

Casi toda plantilla de currículum vitae sugiere que los candidatos incluyan una lista de habilidades estratégicas. Cerciórate de incluir las habilidades que te conviertan en el candidato ideal para el puesto y las que te destaquen. Tal vez hablar de “conocimientos de informática” no sea lo suficientemente específico.

– Objetivo profesional

¿Tus experiencias son consistentes? Entonces, es probable que no necesites especificar tu objetivo profesional. Si tu currículum es auto-explicativo, no necesitas usar el espacio para ser redundante. Además, si vas a enviar tu currículum con una carta de presentación hablando sobre tu objetivo, ya es más que suficiente para abordar el asunto.

– Yo, ella, él

Hablar en primera o tercera persona suena extraño, como si alguien más hubiera escrito tu currículum. Por ejemplo, lo correcto sería “4 años de experiencia en liderazgo” y no “lideré un equipo durante 4 años” o “Juan lideró un equipo”.

– Experto o especialista

Evita esas dos palabras a no ser que realmente seas un experto o especialista en un área específica. Si este es el caso, prepárate para ser abordado con preguntas más complejas en las entrevistas de empleo.

– Palabras negativas

Deben ser evitadas siempre. Tu currículum es un resumen sobre todo lo que eres capaz de hacer y no lo contrario.

– Hobbies

¿Tus intereses personales son realmente relevantes para el puesto o la empresa en la que quieres trabajar? Tu currículum solo debe incluir información indispensable sobre tu persona y tus experiencias profesionales.

¿Te gustó esta nota? Te invitamos a que también leas: 3 frases para lograr que tu carta de presentación se destaque

Lee también: Este artículo fue inspirado en 21 Words to Never Include In Your Resume de Glassdoor